CURRÍCULA​

 
La Educación Agrotécnica

 

El Perfil Técnico–Profesional se configura a partir de un conjunto de competencias que suponen una significatividad en tanto se construyen teniendo en cuenta las perspectivas de los distintos actores involucrados (empresarios, sistemas educativos, gremios, etc.) En consecuencia con esto se apunta al logro de un desarrollo curricular basado en competencias para la construcción social de su propio territorio.

Un currículo de esta naturaleza presenta algunas características que pueden considerarse centrales:

Fuerte articulación con el contexto social.

Esto supone la posibilidad de generar y sostener vías de interacción que den cuenta de las demandas del contexto social en referencia con el Perfil Profesional.

Mayor capacidad de acomodación a las situaciones de cambios permanentes que se producen en el contexto.

El currículo organizado sobre la base de las competencias propuestas en el perfil permite una respuesta más rápida a las demandas del contexto en virtud de la flexibilidad de su construcción.

Una prioridad de lo interdisciplinario.

Que permite la formación polivalente, integrando amplios campos del conocimiento en una constante articulación teoría–práctica.

CONTEXTO CULTURAL

COMUNIDAD ESCUELA TERRITORIO

CICLO BÁSICO

Del Primer Ciclo (Básico) de las Instituciones de Educación  Técnico Profesional

Todas las Instituciones de Educación Técnico Profesional en su Primer Ciclo (Básico), en escuelas Técnicas y/o Agrotécnicas de nivel secundario de la provincia ofrecerán los siguientes campos formativos:

Formación General.

-  Formación en Ciencia y Tecnología.

-  Formación Técnica Específica.

Para el Primer Ciclo será de carácter general en el formato u oferta denominada “Vinculación con el Mundo del Trabajo y la Producción”.

CICLO SUPERIOR

Los contenidos para el Técnico  en Producción Agropecuaria,  representan espacios curriculares de la oferta que deben tratarse dentro de su viabilidad posible, ampliándose los mismos con  otros que a criterio de la institución, en función su proyecto institucional, la localización geográfica , los recursos en equipamiento e infrestrucutura , la regionalización, la demanda local,  así lo justifiquen, y que contribuyan con formación integral del alumno/a.

Formación general

El campo de formación general es el que refiere a la preparación necesaria para participar activa, reflexiva y críticamente en los diversos ámbitos de la vida social, política, cultural y económica y para el desarrollo de una actitud ética respecto del continuo cambio tecnológico y social. Da cuenta de las áreas disciplinares que conforman la formación común exigida a todos los estudiantes del nivel medio, de carácter propedéutica. A los fines del proceso de homologación, este campo, identificable en el plan de estudios a homologar, se considerará para la carga horaria de la formación integral del técnico.

Formación científico-tecnológica

El campo de la formación de fundamento científico-tecnológico identifica los conocimientos, habilidades, destrezas, valores y actitudes que otorgan particular sostén al campo profesional en cuestión.

Provenientes de la matemática, física, química, biología, agroecología, socioeconomía y tecnología.

Formación Técnica Específica

La formación técnica específica aborda los saberes propios de cada campo profesional, así como también la contextualización de los desarrollados en la formación de fundamento científico-tecnológica.

Las áreas de la formación técnica específica del Técnico en Producción Agropecuaria, son las que están relacionadas con las problemáticas de la organización y gestión de la empresa agropecuaria; las normativas vigentes para la explotación y los procesos productivos; las máquinas, equipos implementos y herramientas agropecuarias; las instalaciones y obras de infraestructura agropecuarias; las distintas fases y labores de la producción vegetal; los distintos momentos y operaciones de la producción animal; y la industrialización en pequeña escala de productos de origen vegetal y/o animal.

Prácticas Profesionalizantes

El campo de formación de la práctica profesionalizante: es el que posibilita la aplicación y el contraste de los saberes construidos en la formación de los campos antes descriptos. Señala las actividades o los espacios que garantizan la articulación entre la teoría y la práctica en los procesos formativos y el acercamiento de los estudiantes a situaciones reales de trabajo

Tienen carácter de integradoras de la Formación Técnico Profesional y permiten la puesta en juego de las capacidades en situaciones reales de trabajo o muy próximas a ellas, garantizando al futuro profesional un piso mínimo de autonomía, responsabilidad y calidad en su actuación en los procesos socio-productivos.

Asimismo permiten al estudiante reconocer en distintos puestos trabajo, las relaciones jerárquicas y funcionales que se establecen con sus pares y superiores, los procesos de gestión involucrados y la incorporación de hábitos y costumbres de trabajo individual y en equipo.

Permiten aproximar a los cambios tecnológicos, de organización y de gestión del trabajo y favorecen la organización de proyectos y el desarrollo de prácticas productivas con criterios de responsabilidad social en la formación técnico profesional, generando capacidades emprendedoras y solidarias en los alumnos, en consonancia con el desarrollo curricular de la propuesta educativa.

Estos contenidos pueden asumir diferentes formatos que aseguren la aproximación efectiva a situaciones reales de trabajo tales como proyectos productivos; microemprendimientos; actividades de apoyo demandadas por la comunidad; diseño de proyectos para la región; pasantías; alternancias.